El terror y el castillo de Bran en Rumania

terror en castillo de bran en rumaniaMisterio, horror, leyendas, personajes emblemáticos de la literatura y los secretos envuelven al castillo de Bran localizado en Transilvania, Rumania.

Es una construcción de la época medieval imponente, pintoresca y representativa para este país siendo un monumento nacional y el lugar con más visitantes de la región.

castillo de bran rumania

Una de las historias que hace tan popular al castillo de Bran es la obra ficticia de Bram Stoker “Drácula” publicada en 1897, sin embargo más allá de la vinculación, el castillo posee un aura de terror y misterio que atrae a cientos de viajeros en todo el mundo. La construcción del lugar estuvo a cargo de los caballeros teutónicos rondando los siglos XII- XIV. Sus alrededores boscosos en plenos Cárpatos fomentan las leyendas y hacen volar a la imaginación, su impresionante belleza atrae miradas y lo hace tan magnético.

¿Por qué visitar el castillo?

Olvídate de cuentos y dedícate a conocer esta imponente fortaleza de la edad media, visitarlo es una experiencia única e inolvidable. No olvides tu cámara fotográfica, mantenla con carga y memoria razonable para evitar accidentes que te dejen sin registro de la experiencia. La fortaleza está construida sobre una roca y rodeada de árboles lo que contribuye a su ambiente tenebroso más allá de cualquier leyenda.

castillo de bran

Las historias de terror alimentan la magia de este antiguo castillo, ya que se creía que era el hogar del personaje en el que se basó el conde Drácula en la obra de Stoker. El castillo de Bran está situado a unos 30 km de Brasov, Transilvania. Su interior está lleno de belleza, historia rumana y tradición.

Recomendaciones en Transilvaia

-Visítalo en la mañana si es temporada alta ya que suele estar concurrido.

-Su apertura es a partir de las 9:00 a.m hasta bien entrada la tarde, planifícate con antelación.

-No olvides tu cámara, llevar ropa cómoda e hidratación para el camino.

Atrévete a vivir esta experiencia en un castillo bañado por el aura del terror al puro estilo de Transilvania en el castillo de Bran, en Rumania.

castillo de bran rumania dracula